Secaderos al vacìo modelo ES-ESC: introducciòn

Mayor velicidad de proceso de secado respecto a los sistemas tradicionales

Las modernas tecnologías aplicadas en los laboratorios de trabajo de la madera han permitido optimizar la utilización y los tiempos de elaboración de la materia prima. Sin embargo tratar de ganar 0,5 mm sobre el espesor de una tabla, o 1 m al segundo sobre la velocidad de una máquina operadora sin prestar la misma atención a la "no calidad" de la operación de secado, puede ocasionar pérdidas de rendimiento del 5-10% a dichas máquinas. El desecador debe pues ser considerado como una máquina de producción, con la garantía de un ahorro real sobre la materia prima y sobre la calidad del producto acabado.

Secar rápidamente y sin defectos es el objetivo que nosotros ISVE perseguimos ya desde hace aproximadamente 20 años de investigación en el campo de la aplicación del vacío. Los resultados que hemos obtenido son de dos órdenes:

1. cuantitativo: 

-mayor velocidad del proceso de secado respecto a los sistemas tradicionales; 
-bajada de los costes de trabajo; 
-reducción de los volúmenes de almacenamiento del material para secar. 

2. cualitativo: 

-homogeneidad máxima de la humedad final; 
-reducción máxima de los fenómenos de fisura y de torsión del material; 
-respecto a las características naturales de la madera (coloración, nudos, etc.); 
-eliminación de los xilófagos y otros parásitos animales. 

Invertir en la calidad de una instalación de secado significa invertir en la calidad de la propia madera. 

 

Descargar brochure de los secaderos en PDF

ESCESES Junior - ES2